Amor en diferido
amor-en-diferido-portada-marina-rodrigo-alba-bla

Cuando la vida te regala un drama

Y le das la vuelta a todo. La cagas, ganas, reinicias, pierdes, te arriesgas y al final descubres que nada era tan complicado.

Regala o regálate Amor en diferido.

Amor en diferido nace de una conversación intensa por WhatsApp. Conversaciones infinitas y en bucle; leer nuestro pasado y leernos la una a la otra.

Hablamos de estar bien. Hablamos de las relaciones de pareja. De por qué, desde fuera, dejar una relación parece siempre algo malo. Y, desde dentro, a veces es lo único que se siente bien. De por qué nadie se cree que sola también puedes estar bien. Hablamos de sentirnos bien y de muchas cosas que nos hicieron sentirnos mal en el pasado.

Porque “no estar mal” no significa estar bien.

Y nos reconocimos en la incomprensión, en ese sentirte sola teniendo pareja y estando rodeada de gente, en el duelo, en la rabia y en ese mundo tan grande que es nuestro interior.

Y crecimos. Y tomamos decisiones, algunas con final feliz y otras menos. Y nos dimos cuenta al leernos que muchas veces, sin conocernos, nos sentimos muy igual. Y puede que tú estés sintiendo ahora justo lo mismo.

Tres libros que no hablan de amor

Cosas que nunca te dije y dibujos que nunca te enseñé

Todo lo que pensé y me dije en tu ausencia. Y todo lo que me inventé para quererte y no.

Notas de (des)amor en un tren a media tarde

Querer a alguien que está cerca y sentirte lejos. De querer a alguien que está lejos pero todavía lo sientes cerca. Las palabras más dulces que te parten en dos y las más duras que te harán quererte.

Esa parte que soy yo

El después. El enfrentarse a una misma. El aprendizaje, los berrinches, la desilusión y el amor.

AMOR EN DIFERIDO PACK
alba-bla-amor-en-diferido-2

Alba Bla

   

Casi nunca está segura de nada. Pero hay una cosa que tiene muy clara: quiere dibujar para siempre. Y escribir. Y si la escuchas decirlo, sabrás que es verdad.

Pero en realidad, aunque ella no lo sepa, lo que Alba quiere es contar historias.

Porque tiene el don de coger esos sentimientos que te galopan por dentro sin control y darles forma en el papel. Coge cada una de tus relaciones y las convierte en un dibujo, o en un nanopoema de 6 palabras que te da un vuelco al corazón. Y en la misma frase puede hacerte reír y llorar. De hecho, ella ha inventado el verbo rillorar.

Y también ha inventado un universo. Lleno de trazos finos, cuerpos largos, plantas que crecen sobre cualquier superficie y estrellas y planetas orbitando alrededor de cada uno de tus sentimientos.

Y en su universo todo tiene sentido. Y hay sentido del humor. Y dobles sentidos. Y, sobre todo, todo es sentido. Porque Alba te echa alcohol en las heridas. Y, aunque al principio duelen, sus palabras y dibujos te acaban curando.

marina-rodrigo-amor-en-diferido

Marina Rodrigo

   

Escribe y se escribe. Le da vergüenza que la lean pero tiene mucho que decir.

En sus textos te da una vueltita dulce con las palabras, las pausas y los silencios en el momento indicado, y cuando llegas al final, te das cuenta de que sus versos te han atravesado como cuando te llega una flecha al centro del estómago. Y sangras y sientes la herida pero ni la viste venir.

Sus palabras te entran, te hacen sentir cómoda, como si hablasen de ti, y de repente dice eso que ni tú misma te atreviste a pensar ni a decirte. Porque lo real y sincero duele a veces y ella te lo cuenta desde lo más profundo, te saca aquello que escondiste por miedo a sentirlo demasiado intenso. Y dice verdades, de esas que nadie cuenta por miedo a sentirse vulnerable. 

Cuando no escribe hace webs con mucho cariño, como casi todo lo que hace. Tiene una energía infinita que se le funde a las 21h y un perro que duerme casi tanto como ella. Sus WhatsApp siempre empiezan con un “holiiiii” y es posible que te lleguen a las 6am. 

amor-en-diferido-portada-marina-rodrigo-alba-bla

Regala o regalate Amor en diferido

0

Tu carrito